17 octubre, 2011

TOMAS TRANSTRÖMER / paredes... otras imágenes , otra música...

.



Tomas Tranströmer,  nobel de literatura de 2011, es sueco y habría que saber sueco para disfrutar de la música que hacen las palabras en sus versos.

Pero nadie domina todos los idiomas en que escriben los poetas- y aunque se sabe que algo único se pierde en el trasvase a otra lengua y más en poesía , se perdería aún más no leyéndola. Tranströmer en 2010 había sido traducido a cincuenta idiomas, algunos minoritarios y remotos para los occidentales. Lo cuenta el traductor, el uruguayo Roberto Mascaró en unas notas personales , en las que habla de su relación con el poeta Tranströmer y de la complejidad de traducir.


A pesar de las limitaciones que introduce la traducción siempre quedan ganancias que compensan , porque en el poema hay algo más, también importante; como dice el poeta Jaime Siles, en ABCcultural, refiriéndose precisamente a Tranströmer :

"Pedimos a un poeta que tenga:
una mirada original, a la vez que nueva, tradicional y eterna;
que posea una visión de la realidad articulada en una forma de lenguaje que sea también un modo de pensamiento;
y que sea capaz de construir con ello no un sistema filosófico sino una imagen de la que trasmine una emoción"

¿Por qué ha elegido Tranströmer a Johannes_Vermeer para este poema aparte de los reconocidos valores plásticos y poéticos del pintor holandés? ¿Porque es un pintor preferentemente de interiores es decir de paredes, de distintas clases de paredes y de eso trata el poema...?


El mundo es uno. Pero las paredes...
Y la pared es parte de ti mismo:
uno lo sabe o no lo sabe, pero así es para todos
salvo para los niños. Para ellos no hay pared.




VERMEER

No un mundo protegido...Justo tras la pared comienza el estrépito
comienza la posada
con risas y rabietas, dentaduras, tañido de campanas
y un cuñado demente, donador de la muerte, ante el cual
todos deben temblar.

Calle de Delf. 1657, ól/lz, 54 x 44. Rijksmuseum, Amsterdam

La gran explosión y los pasos tardíos del salvamento,
los barcos que se pavonean en la rada, el dinero que se desliza
en el bolsillo equivocado,
exigencias que se amontonan sobre exigencias,
rojos cálices abiertos que sudan presentimientos de guerra.

Vista de Delf, 1659, ól/lz, 98 x 117, Maurishuis, La Haya



Desde allí y atravesando la pared entra al luminoso estudio
entra en el instante que vivirá siglos.

Lección de música, 1662, ól/lz,73 x 64, Londres


Cuadros que se llaman "La lección de música"
o "Mujer de azul que lee una carta":
embarazada del octavo mes, dos corazones golpean dentro
de ella.
Detrás, en la pared, cuelga un mapa arrugado de la "Terra Incognita".
Mujer de azul leyendo una carta, 1663, ól/lz, 46 x 31, Rijksmuseum, Amsterdam


Respirar en calma...Una desconocida materia azul está clavada
en las sillas.
Los remaches de oro entraron volando a increíble velocidad
y se detuvieron en seco
como si no hubiesen sido nunca más que quietud.

Zumban los oídos, ya sea por la profundidad o por la altura.
Es la presión del otro lado de la pared.
Hace que cada hecho levite
y afirma el pincel.

Mujer de pie tocando la espineta, 1670, ól/lz, 51 x 45, National Gallery, Londres.

Duele atravesar las paredes, uno se pone enfermo de eso
pero es imprescindible.
El mundo es uno. Pero las paredes...
Y la pared es parte de ti mismo:
uno lo sabe o no lo sabe, pero así es para todos
salvo para los niños. Para ellos no hay pared.

El cielo claro se ha apoyado en la pared.
Es como una oración al vacío.
Y lo vacío vuelve su rostro hacia nosotros
y susurra
"Yo no estoy vacío, sino abierto".




El cielo a medio hacer , editado por Nórdica en 2010 -cuando Tomas Tranströmer aún no era premio Nobel- es una antología que recorre las distintas etapas del poeta introducida por un prólogo esclarecedor de Carlos Pardo y  traducción de Roberto Mascaró.

Es un libro que merece la pena leer y tener ; y no sólo porque Tranströmer sea un gran poeta desde su juventud, sino porque, además, en esta edición hay una parte de prosa, Visión de la memoria, de textos cortos autobiográficos escritos con una frescura  poco habituales ,capaces de traspasar tanto como unos buenos versos.


Links:

Tomas Traströmer "alcanzar el mismo poema"
tomas-transtromer-versos-desde-el-norte